(Publicado en El Periódico 18/04/2013)

[Ca][En]Hace un tiempo hablábamos de los ‘medialos nuevos media, los social media, los transmedia, los multimedia- y hoy todavía lo hacemos, pero lo hacemos menos. Hemos incorporado los datos a nuestras conversaciones, y hablamos de datos abiertos, datos transparentes, microdatos, visualización de datos, analítica de datos…

Tanto los ‘media’ de antes como los ‘datos‘ de ahora son términos que sirven para explicar cambios contundentes en los procesos de comunicación. Las tecnologías digitales y sociales permiten, desde hace muy poco, que cualquier pieza de información -o dato- se pueda describir en ceros y unos, pueda ser almacenada, copiada y compartida de manera infinita, masiva, geolocalizada y en tiempo real.

Se dice que desde el inicio de la civilización hasta el 2003 la humanidad generó 5 exabytes de información -datos- y que ahora generamos esta misma cantidad de información -datos- cada dos días.

Es cierto que información y conocimiento no es lo mismo, y que tener más información no nos hace ni más sabios ni más inteligentes, y también es cierto que la mayoría de nosotros estamos conectados en la red, con teléfonos móviles y otros dispositivos, y cuando trabajamos, estudiamos, investigamos o nos relajamos generamos multitud de información -datos-.

Gestión de los datos

Las empresas, las universidades, los investigadores, las administraciones y, también, los medios de comunicación generan y recogen multitud de datos, tienen la capacidad de almacenarlas y administrarlas, tienen la opción de decidir si quieren compartirlas con el resto de la ciudadanía o no, y cómo.

Según la forma en que gestionamos estos cambios que afectan a todos los ámbitos de nuestra vida y todos los sectores -político, económico, social, cultural, científico- tendremos un modelo de sociedad u otro, y es ahora cuando debemos hablar y decidir cómo lo queremos regular.

El año pasado creamos el grupo Catalunya Datos , una red integrada por representantes de las administraciones catalanas que han empezado a permitir el acceso público a estos datos, de empresas privadas que las reutilizan, representantes del mundo académico y de la búsqueda científica, del sector de las comunicaciones y del conjunto de la sociedad civil.

Desde este grupo, este año nos hemos querido sumar al empujón de la Big Data Week , una plataforma que del 22 al 28 de abril conectará además a 25 ciudades de todo el mundo, con acontecimientos relativos a los datos, los macrodatos y los no tan macro, y que reunirá a científicos, tecnólogos, visualizadores, académicos, comunicadores y empresas… En definitiva, reunirá a ciudadanos para que hablen entre ellos y compartan sus puntos de vista.

Sesiones destacadas

Del programa de la Big Data Week en Barcelona destacan la sesión del lunes sobre datos abiertos y sobre datos abiertos listos para mezclar y la del miércoles sobre investigación, las dos en elPalau de la Virreina.

El resto de días hay una apretada programación preparada por varias empresas y expertos, y la conferencia oficial el jueves en el edificio MediaTIC.

El acontecimiento estrella del Big Data Week de Barcelona, que servirá para concluir este festival, es el Catalunya Datos Weekend, un fin de semana de diseño de proyectos centrado en el usuario, donde el ciudadano propone una idea y los técnicos piensan cómo se puede resolver desde el Big Data.

Siguiendo la filosofía que proponemos, el acontecimiento será de carácter multidisciplinario y, por tanto, caben todo tipo de perfiles. Sólo hay un requisito indispensable: tener ganas de trabajar aplicando las palabras clave, que son transparenciaparticipación y colaboración.

Advertisements